Menú Close

Cómo cuidar tus ojos en invierno:

5 Consejos para que cuidéis vuestros ojos en invierno correctamente.

En invierno no hay que bajar la guardia y debemos seguir protegiendo nuestros ojos tanto o más que en verano. Hoy os traemos unos consejos para que cuidéis vuestros ojos en invierno correctamente.

La hidratación es la clave de la cuestión y es que, con la llegada del invierno, las temperaturas bajas y el aire intenso hacen que produzcamos menos lágrima de forma natural dando paso a síntomas como picor, sensación de quemazón o visión borrosa en el peor de los casos.

¿Qué podemos hacer para prevenir estos síntomas?

Es un error muy frecuente pensar que las gafas de sol es un complemento imprescindible solo en verano. En invierno son IGUAL de necesarias. Si bien es cierto que las nubes absorben parte la luz y no sentimos molestia directa no debemos olvidar que los rayos UV penetran igual y pueden producir problemas a largo plazo en nuestra salud ocular. Además, el uso de las gafas también hace de barrera protectora contra el viento y nos ayuda a que nuestra lágrima no se evapore con tanta rapidez.

Algo tan sencillo como intentar parpadear con más frecuencia ayuda a acelerar el proceso de la creación de lágrimas.

Nunca te vayas a la cama sin desmaquillarte y lavarte bien la cara. Los restos de maquillaje en los ojos pueden ocasionar irritación ocular. También tienes que tener en cuenta el tipo de producto adecuado para retirar tu maquillaje, escoge siempre cosmética que sea respetuosa con la piel y los ojos.

La calefacción y los cambios de temperatura bruscos también afecta de forma importante a la sequedad ocular, para evitar este problema es aconsejable usar humidificadores que hagan que el ambiente no sea tan seco.

Por último, también puedes usar lágrimas artificiales que te ayuden a combatir las inclemencias del tiempo y las duras jornadas de trabajo, tanto si trabajas al aire libre como si trabajas delante de la pantalla. Además de hidratar y proporcionarnos una sensación de confort, las lágrimas artificiales nos ayudan a que nuestra propia lágrima no se evapore con tanta rapidez. Pero para que sean realmente efectivas es importante escoger una lágrima artificial que se adapte a nuestras necesidades. En Ópticas Visiorama hacemos un examen especializado de tu tipo de ojo seco para aconsejarte la lágrima que necesites.

¡Pídenos cita!


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *